RISA LOCA

 

 

 

No escucharé jamás la risa loca
Con que a mi vida tanto alegraste,
Tan solo estoy y en mi dolor el alma evoca,
Las horas que dejaste
Tan huérfanas de amor.
No olvidaré la tarde aquella que moría
Cuando me diste tu despedida,
Como esa tarde, se fue mi vida
Quedando solo con mi dolor.
 
Nadie,
Disipará la negra sombra
Que al irte me has dejado.
Solo,
Con mi dolor, el labio nombra
Tu nombre inolvidado.
Siempre,
Recordaré con honda pena
Que en mis brazos morías,
Y al despedirte, me pedías
De no olvidarte nunca más.
 
Al recordar lo que amé, preferiría
No haberte visto, ni haberte amado,
Si tras de ti, también huyó mi alegría
Y todo desolado
Por siempre se quedó.
Pensar en ti, sin más consuelo que la pena
Insondable que dio tu ausencia,
Vieras qué triste es mi existencia
Sin tu cariño, todo acabó.

 

Letra : José De Grandis  (José Pedro De Grandis)

Música : Pedro Láurenz  (Pedro Blanco)

 

 

AtrásMenú Principal