SUEÑO QUERIDO

 

 

 

Los veinte abriles daba yo

Y ya deseaba recorrer el mundo

Que me ilusionó;

Mi pobre madre en su pesar

Lloró de pena

Y en alas de mi ensueño abandoné el hogar.

Mi porvenir interrogué

Y aunque me dijo el sabio que era oscuro

Proseguí con fe...

Soñaba al son de mis primeros años

Sin ver los desengaños

Pero desperté.

 

Sueño querido

De mi tierna y bella juventud

Fuiste espantado

Por la negra ingratitud.

Sólo me queda

De tu mágico esplendor

El yelmo roto

De triste soñador.

Por eso cuando

Llega a mi alma el lúgubre doblar

De las campanas

Me dan ganas de rezar.

Sueño querido

Ha pasado tu carroza

Para siempre ya te has ido

Y no volverás.

 

Quise ser bueno y sólo fui

Romántico Quijote para el mundo

Que se rió de mí.

En la amistad y en el amor

Fui traicionado

Y en la mitad del pecho me clavó el dolor.

Todo ilusión tan sólo fue

Que se esfumó con la primera estrella

Del amanecer...

Casi me pierdo en esa noche oscura

Soñando en las alturas

Me desperté.

 

Letra : Mario Battistella  (Mario Batti – Stella Zoppi)

Música : Ángel Maffia

 

Grabado por la orquesta de Horacio Salgán con la voz de Horacio Deval.

 

 

A “Letras”   A “Autor”    Menú Principal