PUESTA DE SOL

 

 

 

Te has quedado sola sin ser madrecita

El tiempo con hondas arrugas surcó,

Tu cara divina... ¡Pobre mujercita!

Me da mucha pena tu puesta de sol.

Pobre solterona, dejá que se rían

De tus nobles canas y de tu dolor,

Yo siempre en tu frente pondré una azucena

Como una caricia del perdido amor.

 

Detrás de los vidrios

Contemplas la calle,

Del barrio que un día

Tu infancia miró.

Quién iba a creerlo

Que tú, la más buena,

Quedaras sin novio

Y sin ilusión...

 

Hojeás la novela

Que en tus mocedades,

Fue la preferida

Por sentimental,

Y como una angustia

Solamente quedan,

Húmedas las puntas

De tu delantal...

 

Te hieren los chicos del barrio al decirte

Que vistiendo santos los días pasás,

Dejalos que digan sus torpes decires

Para qué te afliges... para qué llorás...

Pobre solterona, tu idilio fue un sueño

En vano esperaste a aquel que pasó,

Noviecita buena, sin hijos ni dueño

Me da mucha pena tu puesta de sol.

 

Letra : Enrique Cadícamo  (Domingo Enrique Cadícamo)

Música : Fausto Frontera

 

 

(colaboración enviada (letra) desde la ROU, por el amigo CésarElEmperador. 04-2018)

 

 

A “Letras”   A “Autor”   Menú Principal