ROSA DE TOKIO

 

 

 

En Tokio la conocí...

La conocí y ese día,

Sonrió la pícara luna

Que en los cerezos, dormía.

La conocí... ¡Vida mía!

En el país de la luna,

Y es ese amor y esa luna

Que llevo en esta emoción.

 

Era su boca carmín...

Dulce canción, su reír,

Pálida rosa su piel

Su piel... de seda y de miel.

Y fue un arrullo su voz

Tierno mirar sin engaños,

El de sus ojos castaños

Cuando su amor me llamó.

 

En Tokio late un amor...

¡Que guardo en mi corazón!

 

Me dio su vida y su amor...

En Tokio fue y ese día,

Volvió su cara la luna

Que adormecida reía.

La conocí... ¡Vida mía!

En el país de la luna

Y es ese amor y esa luna

Que llevo en esta emoción.

 

Letra : Lorenzo Spanu

Música : Florindo Sassone (Pedro Florindo Sassone) y Orlando N. Calautti (Orlando Nicodemo Calautti)

 

Grabado por la orquesta de Florindo Sassone con la voz de Oscar Macri. (1967)

 

 

(letra obtenida de la grabación)

 

 

AtrásMenú Principal