UN POCO TARDE

 

 

 

Esa noche que dejaste un papel sobre la mesa
Cuatro líneas que decían: “perdoname si me voy”,
Quise irme tras tus pasos, con el ansia de vengarme
Pa´ gritarte mi desprecio, como una res achurarte
Y a los perros arrojarle, tu cobarde corazón.
Quise irme tras tus pasos, pero algo me contuvo
Era el pibe que lloraba preguntándome por vos,
Lo conformé como pude, se durmió en mi regazo
Y su pelo fue pañuelo, pa´ un cobarde lagrimón...
 
Poco a poco nuestro hijo se olvidó de que existías
Yo le dije que su madre para el cielo se voló,
Tu retrato desde entonces tiene muchas flores
Ni te falta una plegaria que él te reza por las noches
Y si alguno a vos te nombra, él le dice: se murió...
Cinco años no es un día, has llegado un poco tarde
Es inútil que pretendas, otra vez aquí volver,
Ocho años tiene el pibe y hace cinco que te reza,
Él dice que te ocultas, tras el brillo de una estrella
Te das cuenta: vos has muerto, para mí y para él.
 
Si querés que te perdone por el daño que me has hecho
Te juro que no te guardo ni un poquito de rencor,
Si precisás cualquier cosa, aquí está mi mano abierta
Todo, todo te lo ofrezco, menos cruzar esta puerta
Y brindarte un lugarcito, en mi noble corazón...
Pero antes que te vayas, voy a llamar al purrete
Que no vea que en tus ojos una lágrima tenés,
Decile que fuiste amiga, de su madre y es por eso
Que querés, allí en su frente, estamparle un fuerte beso
Y no vuelvas nunca, nunca, para tu mal o tu bien.

 

Letra : Reinaldo Yiso  (Reinaldo Ghiso)

Música : Edgardo Donato  (Edgardo Felipe Valerio Donato)

 

 

A “Letras”   A “Autor”   Menú Principal