VOLVÉ, MIMOSA

 

 

 

 

 

La tarde que te fuiste llorando de mi lado
Mordiéndome los labios, quedé por no llamarte,
Pero más fuerte que el orgullo fue el cariño
Porque sufriendo te grité: ¡Volvé, mi amor!
No sabes la amargura que tengo, vida mía,
No sabes cuánto, cuánto, te extraño, corazón.
 
Mimosa...
No quiero que por mí, lloren tus ojos
Ni asomen tus enojos 
Poniéndote celosa.
Mimosa...
Te gusta que a tu lado esté rendido
Diciéndote al oído: 
“Te adoro, mi preciosa”.
Porque tus celos, corazón,
Siempre te inquietan,
Por más que sepas
Que te quiero con pasión.
Mimosa...
No quiero que por mí, lloren tus ojos
No quiero tus enojos
Volvé, volvé, mi amor.
 
Unamos nuestros sueños, confiados en la vida
Pensando que tan sólo vivimos para amarnos,
No dejes nunca que la duda te traicione
Porque la angustia sembrará su sinsabor.
No sabes cuánto sufro, cariño de mi vida,
No sabes cuánto, cuánto, te extraño, corazón.

 

Letra : Carlos Marín  (Carlos Manuel Marín)

Música : Alberto Nery  (Justiniano Idalberto Nery)

 

Grabado por la orquesta de Héctor Varela con la voz de Ernesto Herrera. (02-01-1958)

 

 

AtrásMenú Principal